World

La inequidad vacunal socava la recuperación económica mundial

Format
News and Press Release
Sources
Posted
Originally published
Origin
View original

La inequidad en las vacunas contra la COVID-19 tendrá repercusiones duraderas y profundas en la recuperación socioeconómica de los países de ingresos bajos y medianos bajos, a menos que se adopten con urgencia medidas para fortalecer los suministros y garantizar que todos los países tengan acceso equitativo a las vacunas, en particular a través del intercambio de dosis, según indican los nuevos datos publicados hoy por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Universidad de Oxford.

Acelerar la fabricación de dosis suficientes de vacunas y su intercambio con los países de ingresos bajos podría haber mejorado en US$ 38 000 millones las previsiones del PIB de 2021 de dichos países, de tener tasas de vacunación similares a las de los países de ingresos altos. En un momento en que los países más ricos han destinado billones de dólares a los estímulos para apuntalar economías que flaquean, es hora de garantizar el intercambio rápido de dosis vacunales, la eliminación de todos los obstáculos para incrementar la fabricación de vacunas y la obtención de apoyo financiero para que las vacunas se distribuyan equitativamente y pueda tener lugar una recuperación económica verdaderamente mundial.

El elevado precio de las dosis de vacuna anticovídica en relación con otras vacunas y los costos de distribución –en particular por la mayor demanda de personal de salud– podrían ejercer una enorme presión sobre sistemas de salud frágiles y socavar la inmunización sistemática y los servicios de salud esenciales, además de causar picos alarmantes en los casos de sarampión, neumonía y diarrea. También existe un riesgo evidente de perder oportunidades de ampliar otros servicios de vacunación, por ejemplo el despliegue seguro y eficaz de vacunas contra el VPH. Los países de ingresos bajos necesitan acceso oportuno a vacunas con precios sostenibles y a apoyo financiero en el momento adecuado.

Los datos proceden del Panel de Información Mundial para la Equidad Vacunal contra la COVID-19, una iniciativa conjunta del PNUD, la OMS y la Escuela de Gobierno Blavatnik de la Universidad de Oxford que combina la información más reciente sobre la vacunación contra la COVID-19 con los últimos datos socioeconómicos para ilustrar por qué fomentar la equidad vacunal es crucial para salvar vidas y también para impulsar una recuperación más rápida y justa de la pandemia con beneficios para todos.

«En algunos países de ingresos bajos y medianos, menos del 1 por ciento de la población está vacunada, lo que contribuye a una doble vía en la recuperación de la pandemia de COVID-19», señaló el Administrador del PNUD, Achim Steiner. «Ha llegado el momento de adoptar medidas conjuntas rápidas. Este nuevo Panel de Información para la Equidad Vacunal contra la COVID-19 proporcionará a los gobiernos, los responsables de formular políticas y las organizaciones internacionales datos excelentes para acelerar la distribución mundial de vacunas y mitigar las devastadoras repercusiones socioeconómicas de la pandemia».

Según este nuevo panel de información, que bebe de los datos procedentes de varias entidades (como el FMI, el Banco Mundial, UNICEF y Gavi) y del análisis de las tasas de crecimiento del PIB per cápita recogidas en Perspectivas de la economía mundial, se prevé que los países más ricos vacunen a mayor velocidad y su recuperación económica de la COVID-19 sea más rápida, mientras que los países más pobres ni siquiera han podido vacunar a sus trabajadores de la salud y a la población de mayor riesgo y puede que no alcancen los niveles de crecimiento previos a la COVID-19 hasta 2024. Mientras tanto, la variante delta y otras variantes empujan a algunos países a reinstaurar estrictas medidas sociales y de salud pública. Ello agrava aún más las repercusiones sociales, económicas y de salud, especialmente para las personas más vulnerables y marginadas. La inequidad vacunal amenaza a todos los países y podría revertir los avances logrados con tanto esfuerzo hacia los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

«La inequidad vacunal es el mayor obstáculo para poner fin a la pandemia y recuperarse de la COVID-19», declaró el Dr. Tedros Adhanom Ghebreyesus, Director General de la Organización Mundial de la Salud. «Desde el punto de vista económico, epidemiológico y moral, redunda en interés de todos los países utilizar los últimos datos disponibles para poner a disposición de todos las vacunas esenciales».

Concebido para que los responsables de formular políticas y los asociados para el desarrollo puedan adoptar medidas urgentes con el fin de reducir la inequidad vacunal, el Panel de Información Mundial desglosa los efectos de la accesibilidad frente al objetivo de que los países vacunen a sus poblaciones en riesgo, primero para reducir la mortalidad y proteger el sistema de salud y luego pasar a vacunar a una mayor proporción de la población para reducir la carga de morbilidad y reabrir la actividad socioeconómica.

El panel de información hunde sus raíces en el Plan de Acción Mundial a favor de una Vida Sana y Bienestar para Todos (el PAM del ODS3), cuyo objetivo es mejorar la colaboración en todo el sistema multilateral para apoyar una recuperación equitativa y resiliente de la pandemia e impulsar el progreso hacia los ODS relacionados con la salud.

«Es necesario cerrar la brecha vacunal para salir de la pandemia. El panel de información puede ayudar a ampliar y acelerar la distribución mundial de vacunas proporcionando información precisa y actualizada no solo sobre el número exacto de vacunas administradas, sino también sobre las políticas y mecanismos a través de los cuales conseguimos que las vacunas lleguen a la población», dijo el Dr. Thomas Hale, Profesor Asociado de Políticas Públicas Mundiales en la Escuela de Gobierno Blavatnik de la Universidad de Oxford.

El panel de información se actualizará en tiempo real a medida que lleguen nuevos datos, lo que permitirá llenar un vacío crítico para ayudar a la comunidad internacional a entender lo que puede hacerse para lograr la equidad vacunal. Los usuarios pueden descargar todos los conjuntos de datos desde el sitio web y se les alienta a ello.

Notas para los redactores

https://data.undp.org/vaccine-equity/

ACERCA DEL PNUD:

El PNUD es la principal organización de las Naciones Unidas que lucha para poner fin a la injusticia de la pobreza, la desigualdad y el cambio climático. Con su amplia red de expertos y asociados en 170 países, ayuda a las naciones a construir soluciones integradas y duraderas para las personas y el planeta.

ACERCA DE LA OMS:

La Organización Mundial de la Salud ejerce el liderazgo mundial en salud pública en el marco del sistema de las Naciones Unidas. Fundada en 1948, la OMS trabaja con 194 Estados Miembros en seis regiones, para promover la salud, preservar la seguridad mundial y servir a las poblaciones vulnerables. Nuestro objetivo para 2019-2023 es asegurar que mil millones de personas más dispongan de cobertura sanitaria universal, proteger a mil millones de personas más frente a emergencias sanitarias, y mejorar la salud y el bienestar de otros mil millones de personas.

Si desea consultar información actualizada sobre la COVID-19 y las recomendaciones de salud pública que lo ayudarán a protegerse del coronavirus de 2019, visite www.who.int/es y siga a la OMS en Twitter, Facebook, Instagram, LinkedIn, TikTok, Pinterest, Snapchat, YouTube y Twitch.

ACERCA DE LA ESCUELA BLAVATNIK, UNIVERSIDAD DE OXFORD:

La Escuela de Gobierno Blavatnik de la Universidad de Oxford se estableció para inspirar y apoyar mejores políticas públicas y gobierno en todo el mundo. Su Rastreador Oxford de las Respuestas Gubernamentales a la COVID-19, que arrancó a principios de 2020, rastrea y compara sistemáticamente las medidas de política que los gobiernos de todo el mundo han tomado para hacer frente a la COVID-19. www.bsg.ox.ac.uk/covidtracker.

Contactos para los medios

Servicio de prensa para los medios de comunicación
OMS
Teléfono: +41 22 791 2222
Email: mediainquiries@who.int