World

Informe del Representante Especial del Secretario General sobre la Migración (A/71/728)

Source
Published
Origin
View original

Attachments

Seguimiento de los resultados de la Cumbre del Milenio

Nota del Secretario General

El Secretario General tiene el honor de transmitir a la Asamblea General el informe de su Representante Especial sobre la Migración, Peter Sutherland, que ocupa el cargo desde hace más de 11 años. El informe incluye un programa de acción innovador y 16 recomendaciones para gestionar mejor la migración mediante la cooperación internacional.

La labor pionera del Representante Especial ha contribuido a que la migración y la movilidad humana se aborden en la agenda internacional, pero fomentando al mismo tiempo la confianza, la cooperación y el progreso. El informe se basa en los mismos principios fundamentales que su mandato, pero sobre todo en un profundo convencimiento de la dignidad de todo ser humano.

El proceso de elaboración de las recomendaciones que formula el Representante Especial en su informe duró casi dos años y se vio enriquecido por las ideas de numerosos expertos, cuyas aportaciones se agradecen en el anexo.

Cuando el Representante Especial enfermó gravemente en septiembre de 2016, sus recomendaciones ya estaban bien definidas. Durante los meses siguientes, los miembros de su equipo de redacción colaboraron estrechamente con altos funcionarios y expertos de la Secretaría para finalizar el informe.

En definitiva, el informe refleja la opinión personal del Representante Especial sobre los temas tratados, y presenta su hoja de ruta para mejorar la gobernanza de la migración internacional.

Informe del Representante Especial del Secretario General sobre la Migración

Resumen

El presente informe, preparado por el Representante Especial del Secretario General sobre la Migración, contiene recomendaciones para gestionar mejor la migración mediante la cooperación internacional y propone maneras de reforzar la actuación de las Naciones Unidas en el ámbito de la migración, como señaló la Asamblea General en sus resoluciones 70/302 y 71/1. Si bien el informe va dirigido a los Estados Miembros, se ofrece también como contribución a todos los interesados y, tomando como base la experiencia del Representante Especial sobre la Migración, pretende servir de aportación al pacto mundial para una migración segura, ordenada y regular que será objeto de las negociaciones que los Estados Miembros se han comprometido a empezar a principios de 2017 y que culminarán en la celebración de una conferencia intergubernamental sobre la migración internacional en 2018, en la que se presentará el pacto mundial para su aprobación (resolución 71/1, anexo II, párr. 9). El informe consta de tres secciones: en la introducción se afirma que, frente a las inquietudes de la opinión pública, los Estados tendrán muchas más posibilidades de reafirmar su control sobre quiénes entran y permanecen en su territorio si trabajan juntos, y no de manera unilateral, facilitando así la migración segura y legal, que es una opción infinitamente preferible a la migración forzada en la clandestinidad. En la segunda sección se expone un programa de acción basado en tres tipos de compromisos (entre los Estados y los migrantes, entre unos Estados y otros, y entre los Estados y otras partes interesadas) y en cinco prioridades normativas: a) gestionar los desplazamientos relacionados con las crisis y proteger a los migrantes en situaciones de vulnerabilidad; b) crear oportunidades de movilidad para la mano de obra y los trabajadores cualificados; c) asegurar una migración ordenada, incluido el regreso; d) fomentar la inclusión y el desarrollo de los migrantes; y e) fortalecer la capacidad para la gobernanza migratoria. En la última sección se formulan 16 recomendaciones sobre la manera en que los Estados que lo deseen, agrupados en coaliciones y colaborando con otros interesados, pueden comenzar a abordar esas prioridades y ampliar gradualmente el consenso sobre una estructura internacional eficaz para la migración a partir de 2018.