Decreto de emergencia modelo para la facilitación y la reglamentación de las operaciones internacionales de socorro en casos de desastre y asistencia para la recuperación inicial

Introducción

Puntos clave:

  • Gestionar la asistencia internacional se está convirtiendo en algo cada vez más complejo
  • Se requieren procedimientos nacionales más firmes
  • Aunque sería preferible contar con legislación en vigor en el momento del desastre, este Modelo puede asistir en el desarrollo de un decreto de emergencia para atender algunos de los problemas más comunes
  • El Decreto de Emergencia Modelo se basa en directrices internacionalmente aceptadas
  • Responde a las solicitudes de muestra de un lenguaje legislativo
  • Ha contado con la asistencia de varias firmas de abogados internacionales

Las investigaciones y consultas llevadas a cabo durante los últimos diez años han demostrado que gestionar operaciones internacionales de socorro se ha convertido en algo cada vez más complejo. La ausencia de procedimientos nacionales específicos pueden hacer que para los estados afectados resulte difícil supervisar, reglamentar y facilitar de manera adecuada la entrada de socorro indispensable para salvar vidas. Enfoques ad-hoc elaborados de manera apresurada a raíz de un desastre catastrófico, con frecuencia han conducido a una pérdida del control estatal y al arribo de socorro inapropiado o de calidad deficiente. Con frecuencia estos mecanismos también resultan en restricciones innecesarias, demoras y costos que obstaculizan el derecho de recibir ayuda, justo cuando ésta es necesitada de la manera más urgente.

Este “Decreto de emergencia modelo para la facilitación y la reglamentación de las operaciones internacionales de socorro en casos de desastre y asistencia para la recuperación inicial” fue concebido como una herramienta de referencia para ser utilizada de manera voluntaria por estados que enfrenten un desastre de gran escala, y la posibilidad de un influjo considerable de proveedores de asistencia.

Orígenes del Decreto de Emergencia Modelo

En Noviembre de 2007, la 30ª Conferencia Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja (que reunió a los Estados partes de los Convenios de Ginebra y a los componentes del Movimiento Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja), aprobó las Directrices para la facilitación y reglamentación nacionales de socorro en casos de desastre y asistencia para la recuperación inicial (también conocidas como “las Directrices IDRL”). Estas consisten en un conjunto de recomendaciones a los gobiernos sobre cómo preparar sus leyes y procedimientos relativos a los desastres para atender los problemas normativos más comunes con respecto a las operaciones internacionales de socorro en casos de desastre. Las Directrices IDRL son el producto de siete años de estudios de casos, investigaciones jurídicas, y consultas con gobiernos y especialistas en socorro, llevadas a cabo por el “Programa Internacional de Leyes, Normas y Principios para la Respuesta a Desastres” (IDRL) de la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja (FICR) (ahora Programa sobre Derecho Relativo a los Desastres).

Comenzando en el 2008, y a partir de ese momento de manera anual, la Asamblea General de la ONU ha adoptado resoluciones alentando a los Estados a hacer uso de las Directrices IDRL. Hasta la fecha, las Directrices IDRL han influido en las leyes y regulaciones nacionales en 30 países, 3 tratados y muchas estrategias y resoluciones intergubernamentales. Los informes del Relator Especial de la Comisión de Derecho Internacional relativos al Proyecto de artículos sobre la protección de las personas en caso de desastre, que también han hecho referencia a las Directrices IDRL.

Desde la aprobación de las Directrices IDRL, se han llevado a cabo consultas y formaciones adicionales en todas las regiones del globo, con el objeto de generar conciencia y brindar asistencia técnica a los Estados que deseen implementarlas. Durante este proceso, los legisladores han solicitado de manera frecuente modelos del lenguaje legislativo a utilizar, que los asista en la implementación de las Directrices IDRL en sus leyes y procedimientos nacionales. En respuesta a estas solicitudes, en 2009 la FICR se asoció con OCHA y la UIP para desarrollar una Ley Modelo con base en las Directrices de IDRL. Durante el proceso de consulta y elaboración del piloto de la Ley Modelo, algunos interesados expresaron que un decreto de emergencia resultaría más adecuado para ciertos Estados y contextos. Por lo tanto este Decreto de Emergencia Modelo está siendo desarrollado como una herramienta complementaria a las Directrices IDRL y la Ley Modelo.

UN Office for the Coordination of Humanitarian Affairs:
To learn more about OCHA's activities, please visit https://www.unocha.org/.