Qudra; Fortaleza, capacidad y resiliencia para las personas refugiadas sirias

  • El programa Qudra forma parte de la iniciativa de la Unión Europea y el Gobierno alemán para mitigar las dificultades a las que se enfrentan los refugiados sirios en los países de acogida (Jordania, Turquía, Líbano) y el Kurdistán iraquí

  • La Cooperación Española apoya, a través de la FIIAPP y la AECID, la implementación de Qudra en Jordania, país en el que la Agencia de Cooperación Internacional trabaja principalmente en atención a personas refugiadas y en el fortalecimiento de las instituciones públicas y la sociedad civil a través del programa Masar

  • Casa Árabe ha acogido hoy la conferencia “Programa Qudra en Jordania: Construyendo fortalezas juntos” sobre los retos que afrontan los países limítrofes al conflicto en Siria, y en particular Jordania, con la participación de representantes de la sociedad civil e instituciones jordanas

Madrid, 10 de julio de 2019. Fortaleza, capacidad y resiliencia son los conceptos en los que se podría traducir la palabra Qudra. Son también los ejes de contenido del proyecto de la Unión Europea del mismo nombre al que contribuye la Cooperación Española. Qudra busca mitigar las dificultades a las que se enfrentan los refugiados sirios en los países de acogida -Jordania, Turquía y Líbano- y en el Kurdistán iraquí.

Las actividades implantadas por el Programa Qudra han conseguido mejorar las condiciones de vida de alrededor de 450.000 personas, facilitando el acceso a la educación y el empleo y en particular, fomentando la cohesión social, haciendo posible la construcción de un futuro más sostenible.

De todo ello se ha hablado hoy en la Casa Árabe en la conferencia “Programa Qudra en Jordania:
Construyendo fortalezas juntos” en la que se ha debatido acerca de los retos que afrontan los países limítrofes al conflicto en Siria, y en particular Jordania. En el encuentro, coordinado por la Cooperación Española e impulsado por la Agencia de Cooperación Alemana (GIZ, por sus siglas en alemán) y la UE, han participado instituciones y representantes de la sociedad civil jordana.
El elevado número de refugiados sirios en Jordania presenta importantes desafíos en un contexto de recesión económica y creciente desempleo, lo cual conlleva una prestación de servicios a la ciudadanía muy deteriorada y resulta en crecientes tensiones sociales. Esto, unido al hecho de que las personas refugiadas de Siria se han asentado en las comunidades más vulnerables de Jordania -en especial en la zona fronteriza del norte-, con recursos limitados ya antes del conflicto.

La iniciativa Qudra forma parte del programa regional "Resiliencia de los refugiados sirios, desplazados internos y comunidades de acogida en respuesta a las crisis de Siria e Iraq" financiado a través del fondo Madad de la Unión Europea, y por el Ministerio de Cooperación alemán. Este programa es liderado por la Agencia GIZ y se lleva a cabo en cuatro países: Líbano, Turquía, Irak y Jordania.

(AECID) y la Fundación Internacional y para Iberoamérica de Administración y Políticas Públicas (FIIAPP) participan como entidades socias para alcanzar uno de los objetivos del programa en Jordania: el fortalecimiento de las administraciones locales para mejorar así la atención a la población más vulnerable.

MÁS DE UN TERCIO DE LA POBLACIÓN JORDANA SON PERSONAS REFUGIADAS

Jordania es un país de renta media, muy vulnerable debido a la escasez de recursos energéticos y naturales y por situarse en el centro de una región en conflicto permanente. La población suma 9,45 millones de personas, con un 24% de población refugiada palestina y un 12% de refugiados iraquíes y sirios. En total, más de la tercera parte de su población son personas refugiadas.

El V Plan Director de la Cooperación Española 2018-2021 considera a Jordania País de Cooperación Avanzada y prevé establecer un Acuerdo de Nueva Generación donde se buscaran nuevas formas de cooperación de acuerdo con sus demandas específicas.

La Oficina Técnica de Cooperación de Amán, responsable también de Siria y Líbano, hace el seguimiento de la ayuda humanitaria a la población refugiada en Jordania junto con la ejecución de los proyectos enmarcados en el Programa Masar de acompañamiento a los procesos de gobernanza democrática en el Norte de África y Oriente Medio. A través del programa Masar se viene apoyando tanto a las instituciones públicas como a la sociedad civil para el fortalecimiento de sus capacidades.

También se fortalece a la sociedad civil para aumentar su capacidad de incidencia y sus canales de cooperación, promover la cohesión social de la población refugiada siria y de acogida e integrar los conceptos de derechos humanos en los medios de comunicación

La AECID gestiona fondos delegados de la UE para el Programa Qudra en el marco del Fondo Fiduciario Regional de la UE en respuesta a la crisis siria, así como el Proyecto Qararuna dentro del Apoyo de la UE a las instituciones democráticas jordanas y al desarrollo (EU-JDID)