Guatemala

Guatemala: COVID-19 Informe de Situación No. 06 (al 08 de julio 2020)

Format
Situation Report
Source
Posted
Originally published

Attachments

Este informe es elaborado por la Oficina de la Coordinadora Residente y la Oficina para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA), en colaboración con las agencias, fondos y programas del Sistema de las Naciones Unidas, información de organizaciones miembros del Equipo Humanitario de País e información oficial. Cubre el periodo del 30 de abril al 08 de julio 2020. El siguiente informe se emitirá en un mes.

DESTACADOS

  • El Congreso de la República de Guatemala aprobó la ampliación al Estado de Calamidad Pública por 30 días más. El nuevo plazo es hasta el miércoles 5 de agosto de 2020.

  • El 19 de junio, el presidente Alejandro Giammattei realizó cambios a nivel de las autoridades del Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social, asumiendo la Doctora Amelia Flores como nueva Ministra de Salud.

  • Se observa un deterioro del estado nutricional, especialmente de los niños y niñas menores de 5 años, debido a la inseguridad alimentaria provocada por el período del hambre estacional y las consecuencias socioeconómicas provocadas por COVID-19. Esto se ve reflejado en un incremento de 112,1 por ciento de casos de desnutrición aguda reportados con respecto al mismo período del año anterior.

  • Informe presentado por OXFAM indica un incremento de 102,8 por ciento en la proporción de hogares que requieren asistencia alimentaria (InSA Severa + InSA Moderada) en relación con 2019, en tanto la Inseguridad Alimentaria Severa se ha incrementado en 289,2 por ciento, en los departamentos de Alta Verapaz y Chiquimula.

  • Seis sectores productivos del país son los más afectados a causa de la caída en la economía debido a las medidas implementadas por el Gobierno para prevenir la propagación del COVID-19. Se trata de los sectores: Actividades de alojamiento y servicios de comida; enseñanza; transporte y almacenamiento; explotación de minas y canteras; construcción; e industrias manufactureras

25.441 total de casos
20.638 total de casos activos
3.718 personas recuperadas
1.053 personas fallecidas

RESUMEN DE LA SITUACIÓN

Después de tres meses y medio desde que se registró el primer caso en Guatemala, el MSPAS reporta un incremento considerable en el número de casos. Al 7 de junio se registraron 20.638 casos activos y 1.053 fallecidos, con una tasa de 7,17 fallecidos por cada 100 mil habitantes; la tasa más alta en Centro América, seguido por la República Dominicana y Panamá. El 19 de junio el Presidente Alejandro Giammattei realizó cambios a nivel de las autoridades del MSPAS, asumiendo la Doctora Amelia Flores como nueva Ministra de Salud, que tiene dentro de sus primeras acciones la revisión de los bloqueos que se han dado en los procesos de compra de insumos y equipo de protección personal para personal de salud, así como la revisión de cifras, ya que debido a fallas técnicas no se habían contabilizado cifras de personas fallecida en hospitales privados y del Instituto Guatemalteco de Seguridad Social (IGSS).

El Congreso de la República de Guatemala aprobó la ampliación al Estado de Calamidad Pública por 30 días más; esto significa que tiene vigencia hasta el miércoles 5 de agosto de 2020. Las medidas de restricción continúan, especialmente el toque de queda en horario de 5 a 18 horas de lunes a sábado y movilización de acuerdo con el número de placas pares e impares; domingo sin movilidad todo el día; y restricciones de movilización entre departamentos más afectados. Estas medias pueden variar según condiciones de incremento de casos.

Actualmente, el MSPAS afronta retos importantes ante la escalada de casos, especialmente con respecto a la capacidad de atención en los hospitales. Los dos principales hospitales de la Ciudad Capital se han visto sobrepasados en su capacidad; adicionalmente, hay dificultad por suministro de oxígeno y falta de personal médico especializado. Ante el incremento de casos proyectados para los próximos meses, especialmente en el área rural, el desafío es detectar casos a tiempo, y garantizar el acceso a servicios de salud y diagnóstico rápido.

El problema del deterioro del estado nutricional, especialmente de los niños y niñas menores de 5 años, continúa debido a la inseguridad alimentaria provocada por el hambre estacional y las consecuencias socioeconómicas derivadas por la crisis de la COVID-19. Esto se refleja en la semana epidemiológica 24 (13 de junio), en donde se reportan 15.998 niños y niñas afectados por desnutrición aguda. Esto se compara con el año pasado, cuando se reportaban en la misma semana 6.961 niños y niñas afectados, se reportaban a la misma semana, 6.961 niños/as afectados, lo que significa un incremento de más del doble y refleja un incremento de 112.1 por ciento de casos reportados con respecto al mismo período del año anterior. La mayor proporción de casos en relación con el grupo etario se presenta en niños de 6 meses a menores de 2 años, principalmente en el grupo de 12 a 24 meses.

La pandemia está afectando a personal de las instituciones gubernamentales en los diferentes niveles, con un impacto mayor en el nivel local, donde algunas acciones han quedado suspendidas por contagio de funcionarios. El cambio de la cúpula del MSPAS (ministro y viceministros, así como algunos mandos técnicos), ha provocado atraso en la estrategia de búsqueda activa de casos de desnutrición aguda. Se están dando algunas situaciones erróneas por parte de personal de salud en relación con el manejo del cuidado y la alimentación del niño o niña pequeño, separando a la madre del niño o niña por temor al contagio madre niño o madre niña y a través de la leche materna.

Oxfam elaboró un informe de análisis detallado sobre la situación alimentaria de 4.526 hogares (2.717 entrevistados en 2019 y 1.809 en 2020) de 51 centros poblados (comunidades) en los municipios de Rabinal, Cubulco y San Miguel Chicaj del departamento Baja Verapaz; y en los municipios de Jocotán, Camotán y Olopa del departamento de Chiquimula. En 2020, las entrevistas se efectuaron de manera remota (entrevistas telefónicas), como medida de prevención contra el riesgo de contagio de la COVID-19. Los resultados en la zona evaluada indican un incremento de 102.8 por ciento en la proporción de hogares que requieren asistencia alimentaria (InSA Severa + InSA Moderada) en relación con 2019, en tanto la Inseguridad Alimentaria Severa se ha incrementado en 289,2 por ciento y la Moderada en 25,3 por ciento. Extrapolando las proporciones de Inseguridad Alimentaria a la población rural del Corredor Seco, se estima que más de un millón personas (1.012.292) requieren asistencia alimentaria.

De acuerdo con el Banco de Guatemala (BANGUAT), seis -Banguat- cinco sectores productivos del país son los más afectados a causa de la caída en la economía debido a las medidas implementadas por el Gobierno para prevenir la propagación de la COVID-19. Actividades de alojamiento y servicios de comida; enseñanza; transporte y almacenamiento; explotación de minas y canteras; construcción; e industrias manufactureras. Las proyecciones señalan que el país podría encontrarse en un -2.5 por ciento del PIB para este 2020. Cabe destacar que el Banguat proyecta un crecimiento económico para Guatemala para el 2021 que, en el mejor de los escenarios, alcanzaría una recuperación del 4% del PIB, y, en un escenario menos optimista, sería del 2%.

UN Office for the Coordination of Humanitarian Affairs
To learn more about OCHA's activities, please visit https://www.unocha.org/.