Gobierno implementará plan para atender a 833.000 personas en riesgo de inseguridad alimentaria

Report
from Government of Guatemala
Published on 13 Feb 2018 View Original

Ciudad de Guatemala, 12 de febrero (AGN). El gobierno del presidente Jimmy Morales implementará a partir de marzo próximo un plan para atender a 833.000 personas (166.000 hogares) en riesgo inseguridad alimentaria severa o moderada en Guatemala.

La decisión fue anunciada este lunes luego de que el Programa Mundial de Alimentos (PMA) diera a conocer un informe que da cuenta de que esa cantidad de guatemaltecos podrían ser afectados en los próximos meses por fenómenos climáticos.

“Nuestro plan de hambre estacional consiste en atender a las personas que han perdido sus cosechas y que se encuentran en inseguridad alimentaria. Empezaremos a implementarlo en marzo y abril para que en mayo ya esté en ejecución debido a que es en junio, julio o agosto cuando se reportan estas crisis alimentarias en el país”, afirmó Juan Carlos Carías, titular de la Secretaría de Seguridad Alimentaria y Nutricional (Sesan).

Al ser consultado sobre qué tipo de asistencia se dará, Carías respondió que se hará una “readecuación presupuestaria” para atender a los niños con desnutrición crónica y se enfocarán en “los lugares vulnerables como el corredor seco”, ubicado en el oriente del país.

El funcionario aseguró que el tema será abordado en el Consejo Nacional de Seguridad Alimentaria y Nutricional (Conasan) y agregó que en total el sistema que está integrado por diversas instituciones del Gobierno cuenta con un presupuesto de 4.000 a 5.000 millones de quetzales.

El estudio del PMA se realizó entre el 17 de noviembre y 2 de diciembre del año pasado en 116 comunidades del país. Cubrió cinco áreas geográficas “seleccionadas por el alto riesgo a la sequía, presencia de la roya” que afectan las siembras de café y a los “municipios que presentaron un incremento de casos de desnutrición aguda, comparado con 2016”, dijo.

La investigación abarcó las regiones con alto riesgo a la sequía del occidente, oriente y costa sur, así como los municipios que mostraron aumentos de desnutrición aguda y donde hay producción de café, cardamomo y silvicultura y hortalizas.