El Salvador

Plan nacional para responder a eventos derivados de la epoca invernal 2014

Format
Other
Source
Posted
Originally published
Origin
View original

Attachments

1.1. General.

La región centroamericana es una estrecha franja de terreno continental unida por dos istmos y rodeada por dos océanos: el Pacífico y el Atlántico.

Según los modelos climáticos para este año 2014, se prevé el aparecimiento del Fenómeno el Niño a partir del mes de Julio, así mismo se predice un aumento sustancial en la temperatura, a diferencia de fenómeno anteriores, indicando una alta probabilidad de alcanzar temperaturas cercanas a los 4 grados centígrados en toda la masa oceánica del Pacifico.

Se espera que entre los meses de junio y julio de 2014, se produzca el calentamiento de las aguas superficiales del océano Pacífico (fenómeno de El Niño), mientras que en el Atlántico se espera un enfriamiento de sus aguas; ambos factores contribuyen a que las lluvias que se registran en territorio salvadoreño tiendan a ser deficitarias e irregulares, dicha condición permitirá que el fenómeno del niño presente una situación prolongada y extendiéndose en toda la franja pacifica ecuatorial desde las costas de Perú y del centro del Pacifico.

Basados en las comparaciones de años análogos desde 1982; 1997; 2004 hasta 2012, identificamos que muestran déficit considerable de las lluvias alcanzando a tener una canícula que puede marcar una SEQUÍA DE MODERADA A SEVERA comenzando desde finales de Junio y llegando hasta mediados de Agosto.

La Temperatura de la superficie del Océano Atlántico, estará siendo marcada por un enfriamiento significativo de -1 grado centígrado lo que provocara una disminución de la formación de huracanes y de ondas tropicales que se desplazan hacia el Caribe y la región de Centroamérica.

Si se llegare a tener este escenario crítico en los primeros meses de la estación lluviosa que iniciaría a finales de Junio continuando un déficit en el periodo del mes de Julio y parte de Agosto.

Partiendo de esta apreciación basados en los modelos globales de predicción climática, podemos indicar el siguiente comportamiento de las lluvias por separado de los tres meses reflejado de la siguiente manera:

Mayo, para este mes no se estima una alteración importante en el inicio de las lluvias estableciéndose en las fechas indicadas pudiéndose tener un posible adelanto del periodo lluvioso, sin embargo el modelo demuestra el ingreso de humedad desde el Pacifico centrándose en la cadena montañosa y estimándose con menores intensidades.

Junio: Para este mes se estima un registro de las primeras manifestaciones del Niño con lluvias muy irregulares espacialmente y con ciertas características muy distintivas con la presencia de lluvias convectivas, de intensidad alta y mayor actividad eléctrica donde el peligro está por la caída de rayos y presentándose menos lluvia del promedio.

Julio: La particularidad que tendrá este mes será la reducción de lluvias de forma significativa principalmente al oriente del país en la segunda quincena del mes con acumulados debajo de lo normal marcando el comienzo de la canícula que podría ser prolongada por más de 15 días.
En los resultados de los modelos globales no se contemplan eventos extremos que puedan afectar la región no obstante y debido a la amplitud de la escala pueden considerarse apreciaciones singulares que no se han contemplado tales como lluvias súbitas.

Si llegaran a presentarse fuertes lluvias y debido a las condiciones de vulnerabilidad con topografías de fuertes pendientes podrían desencadenar deslizamientos.