El Salvador + 2 more

La epidemia de dengue ha afectado, en lo que va de año, a más de 600.000 personas en Guatemala, Honduras y El Salvador

Format
News and Press Release
Source
Posted
Originally published
EL GOBIERNO SALVADOREÑO DECLARA EL ESTADO DE EMERGENCIA EN TODO EL PAÍS
Las autoridades salvadoreñas han decidido ampliar a todos los departamentos del país el estado de emergencia decretado el pasado 20 de junio en las provincias de San Salvador, Santa Ana, La Libertad y Cabañas. La Asamblea Legislativa ha adoptado este acuerdo ante la persistencia de la epidemia, el aumento de los casos, se diagnostican 30 nuevos enfermos de dengue al día, y la aparición de una nueva cepa.

Con esta nueva decisión, las autoridades salvadoreñas amplían el decreto dictado el pasado 20 de junio, por el que se declaró el estado de calamidad en los departamentos de San Salvador, Santa Ana, La Libertad y Cabañas, a los 14 departamentos que integran el país.

El Ministro salvadoreño de Salud, José López Beltrán, indicó que los casos detectados en los países vecinos aumentan las posibilidades de nuevos rebrotes. Desde el pasado mes de enero, las autoridades han registrado diez muertes por dengue y un total de 3.103 casos, de los cuales 206 han correspondido al dengue hemorrágico, la forma más severa de la enfermedad.

La aparición de la nueva variante del dengue aumenta el riesgo de contraer la enfermedad en su fase hemorrágica, seg=FAn confirmó el ministro de Salud en su intervención ante la Asamblea. Esta nueva cepa del tipo tres, ha sido localizada en el departamento de Usulatán y los contagios podrían darse, a partir ahora, sobre todo, en las personas adultas.

Ayuda en Acción, presente en la zona desde 1991, se ha unido al Plan Operativo del Gobierno, cuyo principal objetivo es disminuir el impacto en la morbi-mortalidad de la epidemia por dengue en la población. Para ello, nuestra Organización, conjuntamente con las Unidades de Salud de las áreas en las que trabajamos, coopera en las campañas de fumigación casa por casa y realiza visitas domiciliarias para la destrucción de criaderos de zancudos, el insecto portador del virus. Con este objetivo se han adquirido cinco nuevas bombas para ampliar las acciones de desinsectación de las comunidades en las que Ayuda en Acción está presente.

Asimismo, nuestra Organización va a poner en marchas nuevas medidas encaminadas a disminuir la incidencia de la epidemia. Para ello, distribuiremos material educativo para la promoción de medidas preventivas, apoyaremos a los promotores y comités de salud de las comunidades que atendemos, identificaremos nuevos casos e inspeccionaremos los almacenamientos de agua en los domicilios, uno de los focos de cultivo del transmisor del virus del dengue.

12 MUERTES EN HONDURAS

Seg=FAn el =FAltimo informe del Ministerio hondureño de Salud, los casos de dengue clásico ascienden este año a 8.785 y los del dengue hemorrágico a 962. Esta variedad ha provocado hasta la fecha, la muerte de 12 personas.

El jefe de Epidemiología de esta Institución, Marco Tulio Carranza adelantó que están pendientes de confirmación otros cinco fallecidos supuestamente por dengue hemorrágico. Tegucigalpa es la ciudad más azotada por la epidemia. Así, de los 8.785 infectados por el clásico, 4.532 son de la capital.

Seg=FAn el ministerio hondureño de Salud, con las acciones en curso, es probable que pasado el momento pico en Tegucigalpa, lo que representa unos 20 días más, las lluvias de agosto trasladen la epidemia a la costa norte, donde se podría recrudecer la incidencia por las condiciones favorables que presenta. Esta Institución contempla un plan de acción de diez semanas y continuará con las labores de fumigación y capacitación a los ciudadanos.

El aumento de casos ha saturado el Hospital Escuela-Materno Infantil, por lo que las autoridades se han planteado la necesidad de trasladar pacientes a otros centros asistenciales.

Por otro lado, expertos de este ministerio han advertido que la epidemia de dengue podría convertirse en una de fiebre amarilla porque ambas enfermedades se transmiten con el mismo vector, el mosquito "aedes aegypti".

Aunque recordaron que la fiebre amarilla está erradicada desde hace varias décadas en Honduras, fuentes del ministerio de Salud subrayaron que es necesario acabar con el vector porque su proliferación masiva aumenta las posibilidades de un rebrote de esta enfermedad, que puede producir la muerte. De todos modos, aseguraron que el Ministerio de Salud cuenta con la vacuna para prevenir el contagio de fiebre amarilla y descartaron que sea necesario emprender una campaña de inmunización.

Ayuda en Acción, presente en el país desde 1998 a través de cuatro áreas de desarrollo en las que trabajamos a favor del fortalecimiento de la capacidad local de autogestión de las comunidades, apoya las acciones que las autoridades locales y las agencias internacionales presentes en la zona están promoviendo con el fin de hacer frente a esta nueva epidemia.

EL DENGUE, UN PROBLEMA REGIONAL

Las proporciones que la epidemia ha alcanzado el istmo centroamericano provocaron, el pasado 21 de julio, la reunión de los ministros de Salud de Guatemala, El Salvador y Honduras en la ciudad guatemalteca de Esquipulas. En esta cita, acordaron adoptar medidas regionales para contrarrestar la extensión de una enfermedad que, en lo que va de año, ha afectado a más de 600.000 personas en Centroamérica.

El dengue es una enfermedad causada por cualquiera de los virus DEN-1, DEN-2, DEN-3 y DEN-4 estrechamente relacionados. Los virus se transmiten a los humanos a través de la picadura de un mosquito infectado. La forma más severa del dengue es el hemorrágico (DH), que puede ser fatal si no se reconoce o trata adecuadamente. Los síntomas principales son fiebre alta, dolor de cabeza fuerte, dolor de espalda y articulaciones, náuseas y vómitos, así como dolor en los ojos y erupciones en la piel. Generalmente, la enfermedad es más leve en niños menores que en los niños mayores y adultos.

Aunque no hay una vacuna para prevenir el dengue, la mejor medida de prevención es eliminar los lugares donde el mosquito pone sus huevos, principalmente los envases artificiales que acumulan agua. Los posibles afectados deben evitar los analgésicos con aspirina y usar aquellos con acetaminofén, además de guardar reposo total y tomar líquidos.