Ecuador + 1 more

Ecuador - GTRM Ibarra: Informe Operacional - abril - junio 2022

Attachments

Contexto Local

En el segundo trimestre de 2022, se ha evidenciado un continuo flujo migratorio pendular, con una tendencia mayor de salidas hacia Colombia y Venezuela. Se ha identificado que uno de los principales factores que ha motivado a salir a un grupo de la población venezolana residente en Ecuador y otros países de Sur es la intención de viajar hacia Estados Unidos de Norteamérica mediante su travesía por Colombia y Centro América; a pesar del conocimiento y entendimiento claro de los graves riesgos de protección a los que se enfrentan.

Los perfiles identificados en este período son en su mayoría hombres solos, también familias con niños, e incluso adolescentes no acompañados de entre 15 y 17 años provenientes de diferentes localidades del Perú, Chile, Argentina y Ecuador. En estos grupos de personas venezolanas en tránsito hacia el norte, se han identificado también a personas ecuatorianas, peruanas, colombianas y haitianas con el mismo destino final.

En las nuevas llegadas se identifican a grupos familiares con niños y personas venezolanas y colombianas solas, varias de ellas solicitantes de asilo, principalmente debido a fundados temores de persecución o pertenencia a determinado grupo social. El GTRM Local de Ibarra continúa desplegando los puntos de apoyo móviles en al menos 6 cantones de provincia de Imbabura y norte de Pichincha con el objetivo de facilitar información y orientación migratoria, y facilitando el acceso a la asistencia humanitaria y a los servicios públicos esenciales como salud.

La población venezolana con vocación de permanencia manifiesta su intención de acceder a los procesos de regularización migratoria anunciados por el Gobierno del Ecuador, con el fin de buscar mejores condiciones laborales y estabilidad en el territorio ecuatoriano. Varios procesos de integración local y económica se han promovido desde los Gobiernos locales y el sector privado en el 2022 en las provincias de Imbabura y norte de Pichincha, sobre todo en las áreas: comercial, de servicios, turismo, textil y agrícola; sin embargo, sigue siendo una gran limitante la formalización y regularización laboral, junto a los riesgos de explotación y abuso laboral a los que se siguen enfrentando.

La grave convulsión social y política, ocurrida en el Ecuador durante las protestas sociales en junio de 2022, con mayor fuerza en las provincias de Imbabura y el norte de Pichincha, generó un impacto negativo no solo en la economía local, sino también en la coexistencia pacífica entre la misma población local y con mayor influencia hacia población en movilidad humana principalmente venezolana, generando incluso algunas salidas de personas hacia Colombia o su reubicación al interno del país.