Cuba

En marcha el Plan de Acción Post Desastres 2008: Programa Mundial de Alimentos acuerda con Cuba nueva operación para entregar ayuda alimentaria a damnificados

Format
News and Press Release
Source
Posted
Originally published
Con motivo de la devastación causada por los huracanes GUSTAV y IKE.

LA HABANA - El Gobierno de Cuba, representado por el MINVEC - Ministerio para la Inversión Extranjera y la Colaboración Económica-, y el Programa Mundial de Alimentos (PMA) de las Naciones Unidas suscribieron aquí un acuerdo para la ejecución en el país de una nueva operación de ayuda alimentaria a damnificados por los huracanes GUSTAV y IKE.

Se trata de uno de los proyectos integrantes del nuevo Plan de Acción Post Huracanes 2008, lanzado ante la cooperación internacional en La Habana el 23 de octubre por el Sistema de las Naciones Unidas en el país por un monto de 30 millones de USD.

Este Plan de Acción está diseñado para complementar los fondos de emergencia que ya asignó la ONU a Cuba y reforzar la reconstrucción y recuperación de los daños causados por dos huracanes: GUSTAV y IKE, y dos tormentas tropicales: FAY y HANNA, que afectaron a la Isla en el plazo de un mes.

En aquella oportunidad, la Coordinadora Residente de la ONU en Cuba, Susan McDade, dijo que a la ayuda inicial de emergencia entregada con fondos propios por las instituciones de las Naciones Unidas --por un monto de 8,7 millones de USD-se hace preciso agregar otros aportes que den respuesta a necesidades básicas de la población, refuercen la solución de dificultades y faciliten la transición hacia el desarrollo.

La nueva operación de ayuda alimentaria fue rubricada por la Ministra del MINVEC, Marta Lomas, y la Representante del PMA en Cuba, Sonsoles Ruedas. Presenciaron la ceremonia la Coordinadora Residente de las Naciones Unidas en la Isla, Susan McDade, y funcionarios del Ministerio, encabezados por el viceministro Orlando Requeijo, y de la institución de la ONU.

El PMA se prepara actualmente para ejecutar esta operación de apoyo alimentario a un estimado de 1,780,000 cubanos durante los próximos seis meses, a un costo de 5,7 millones de USD.

A cada uno de los damnificados se entregarán raciones que incluyen arroz, frijoles, aceite vegetal, pescado enlatado y CSB. Esta última es una mezcla de alimentos de maíz y soya fortificada con vitaminas y minerales.

Asimismo, el PMA suministrará almacenes temporales y otros insumos para mejorar la capacidad de almacenamiento de alimentos, así como cocinas a gas licuado que permitirán a los Centros de Elaboración entregar alimentos ya cocinados a las personas que perdieron en los huracanes sus enseres de cocina.

Para cumplir este propósito, el PMA ha lanzado una nueva operación de emergencia, a fin de recabar fondos para la ejecución de este proyecto.

"Como en ocasiones anteriores, confiamos en la generosidad de los donantes para llevar a cabo esta operación, que nos permitirá proporcionar ayuda a las poblaciones afectadas", dijo Sonsoles Ruedas a la prensa.

"El PMA -agregó su Representante en Cuba- está jugando un papel importante en la ayuda a las personas que sufrieron grandes pérdidas en las tormentas", a las que calificó como dos de las peores que hayan azotado a la Isla en el último medio siglo.

En los primeros días de la emergencia, el PMA aerotransportó a Cuba decenas de toneladas de pescado enlatado y de galletas fortificadas con micronutrientes que fueron entregadas a damnificados en la Isla de la Juventud.

Antes de la firma, la Ministra Lomas, Sonsoles Ruedas y Susan McDade pasaron revista al trabajo común en apoyo a los damnificados y expresaron su agrado por la buena marcha del esfuerzo.

Marta Lomas agradeció al PMA y al resto de las instituciones de las Naciones Unidas en Cuba por su apoyo decidido al país en los momentos difíciles.

Por su parte, Sonsoles Ruedas expresó su beneplácito por la rapidez con que por el Gobierno de Cuba se está llevando a cabo la distribución de la ayuda a los damnificados.

Para más información:

yursys.mirandarodriguez@wfp.org

alberto.d.perez@undp.org