Colombia

Resumen ejecutivo: Panorama de violaciones al derecho a la vida, libertad e integridad de líderes sociales y defensores de derechos humanos en 2016 y primer semestre de 2017

Attachments

Presentación

El presente informe sobre agresiones y graves violaciones de derechos a defensores de derechos humanos y líderes sociales ha sido elaborado con base en los registros del Centro de Investigación y Educación Popular/ Programa por la Paz (Cinep/PPP), del Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz (Indepaz) y de la Comisión Colombiana de Juristas (CCJ), en un ejercicio de aproximación a este fenómeno. El documento no pretende dar cuenta de la universalidad de casos, ni abarcar la totalidad de una realidad que seguramente excede a este informe, en lo cualitativo y en lo cuantitativo; tampoco intenta trazar líneas de causalidad entre las coincidencias que se presentan con los asesinatos y demás violaciones a los derechos humanos, sino complementar, apoyar y ratificar las denuncias que han venido presentando organizaciones sociales, organizaciones no gubernamentales, instituciones del Estado y el Sistema de Naciones Unidas, en un intento de brindar un panorama más completo sobre el creciente fenómeno que se está registrando y que constituye un ambiente lleno de peligros y barreras para la implementación de los acuerdos de paz que se están implementando en este momento de la historia colombiana.

Las violaciones de derechos humanos que se consideran en este informe no se limitan a las que afectan a las personas con funciones formales como defensores de derechos humanos, sino que se amplía al universo de líderes sociales que en la práctica colectiva promueven la efectiva realización de esos derechos. Conceptualmente se usan las categorías de líder social y defensor de derechos humanos en sentido amplio, recogiendo las definiciones de la Asamblea de las Naciones Unidas (Resolución 53/144 del 8 de marzo de 1999), de la Procuraduría General de la Nación (Directiva No. 002, del 14 de junio de 2017) y de la CCJ.

La información expuesta se ha contrastado y complementado con otros informes sobre líderes sociales y defensores de derechos humanos asesinados en 2016 y 2017, producidos por diferentes organizaciones e instituciones como el Programa Somos Defensores, el Informe Anual de Front Line Defenders, el Informe de la Subcomisión de Derechos Humanos de la Cumbre Agraria, Campesina, Étnica y Popular; el Informe anual del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanosm, y el Informe de Riesgo Poblacional de líderes sociales y defensores de derechos humanos, de la Defensoría del Pueblo.

Resumen ejecutivo del informe

Para el país, 2016 fue un año de contrastes en cuanto a la situación de derechos humanos y Derecho Internacional Humanitario (DIH). Se registró un des escalamiento significativo del conflicto armado, gracias al fin de la confrontación armada entre el Estado y las FARC-EP, con la firma del cese bilateral y definitivo del fuego, lo que permitió una disminución de su intensidad y un ahorro significativo en costos humanos; no obstante, a medida que se fue alcanzando la recta final de las negociaciones de los acuerdos de paz en La Habana, se incrementaron las disputas por el control de territorios, por lo que en 2016 aumentaron los casos de agresión y homicidio a líderes sociales y defensores de derechos humanos, cambiando la tendencia que se estaba presentando en los años anteriores hacia la disminución de este tipo de violencia.