Colombia

Hoy Santander es menos vulnerable gracias a las obras de mitigación entregadas por la UNGRD

Format
News and Press Release
Source
Posted
Originally published
Origin
View original

De esta manera, en Bucaramanga, los barrios Santander y Nápoles ubicados en el sector occidental de la ciudad contarán con obras de estabilización en una longitud aproximada de 310 metros con una inversión por parte del Fondo Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres-FNGRD de $13.580 millones de pesos.

Así mismo, en los sectores de alto riesgo del municipio de Girón como Villacampestre, Casa Linda y San Jorge, los cuales han sido afectados por inundaciones especialmente por las crecientes del Río Frio, se llevó a cabo la segunda fase de una obra de mitigación en una longitud aproximada de 591 metros y una inversión del FNGRD de $9.361 millones que sumados a los 1.000 metros de protección construidos en la primera fase, se podrá mitigar el riesgo por inundaciones.

Obras adicionales ejecutadas en el departamento

La UNGRD ha venido llevando a cabo obras con las cuales el departamento pueda enfrentar una situación de emergencia reduciendo el daño en las infraestructuras y en el número de afectados por un fenómeno natural.

Es así como después del fenómeno La Niña del 2010, se han ejecutado 10 obras de mitigación por valor de $107.103 millones que benefician a más de 91.500 habitantes, así como a los usuarios de las vías nacionales que comunican a los municipios del departamento.

Además de las obras de mitigación finalizadas, están por iniciar cuatro proyectos por valor de $25.824 millones que beneficiarán directamente a cerca de 31.185 personas del departamento mediante la ejecución de obras de estabilización y consolidación en el Barrio San Rafael de Bucaramanga, obras de estabilización en el Barrio García Echeverry de Floridablanca, obras de protección contra inundación en los ríos Frío y de Oro en Girón y la Construcción del Centro Logístico Humanitario en el departamento de Santander.

De esta manera, hoy el departamento de Santander es menos vulnerable con comunidades más resilientes ante el riesgo de desastres.